Make your own free website on Tripod.com

  • Realmente,no le culpo.


    Usted está pensando, “vamos… ¿cómo pueden el CHOI KWANG DO y las artes marciales enseñar valores sanos - y, habilidades de éxito?” Bien, estoy aquí para decirle, en muchas más maneras de las que usted se pueda imaginar.


Me llamo Master Fernando Camareno. Soy el Fundador de una de las escuelas de artes marciales más exitosas en Puerto Rico.

 


Por más de 25 años, he estado enseñando a niños como al suyo, herramientas para el desarrollo de carácter, solamente encontradas en las Artes Marciales. Ningún otro deporte se le compara. En el siguiente texto le voy a decir cómo usted y su niño pueden experimentar todo esto, y es más. ¡Gratis!!

 



Observe como la confianza, energía y espíritu de su niño aumenta. Asómbrese cuando él se convierta imparable en su búsqueda de…

Un logro superior académico. 
El respeto inquebrantable a si mismo . 
El aumento de fuerza y aptitud, de cuerpo y mente.

Y todo acontece mientras esta aprendiendo cómo “patear, bloquear, y golpear.”

 


Mírelo de este modo. El mayor desafió de su niño no proviene de “luchar por sus derechos en la calle,” o “pelearse con el guapetón del barrio”. Más bien, viene de la lucha con fuerzas más siniestras.

 


Los miedos e inseguridades propios de su niño:


  • “No soy tan inteligente como Juan.”

  • “No entiendo lo que mi maestro está diciendo.”

  • “Desearia ser (fuerte, bonita, alta) como María.”

  • “Por qué Jim siempre me molesta?”

  • “Por qué no puedo ser tan popular como Harold?”


¿La pregunta es, cómo consigue usted que su niño luche contra estos demonios? Usted sabe del problema. A su niño le es difícil admitirle que los problemas existen. Mucho menos cómo los piensa vencer.

 


Bueno, las buenas noticias son que yo tengo una solución comprobada. Un programa que ya ha funcionado con más de 2,000 niños. Una serie de lecciones que su niño puede aprender más fácil de lo que usted se imagina.

 


Se llama, " CHOI KWANG DO for Life".

Permítame decirle su secreto:

 


Para repetir lo ya dicho, las Artes Marciales no son tanto sobre el hecho que su niño aprenda a luchar con otros, sino sobre la lucha …consigo mismo . Sus temores más profundos. Y si los conquista, su niño liberara dentro de si mismo una fuerza poderosa imparable.

 


Una fuerza que le da la fortaleza para derrumbar con puntapiés las puertas de sus dudas, Una fortaleza que abre la puerta de los valores a su niño.

 


En otras palabras,

 

cuando su niño usa la disciplina del

CHOI KWANG DO

para superar sus temores, él tiene el poder de transferir esa disciplina a todas las otras áreas de su vida. No se de ningún otro deporte que tiene este efecto mejor que el

CHOI KWANG DO

. (Lo se bien. Recuerde, he estado enseñándolo durante 26 años.)

 


¿Ahora, usted puede estarse preguntando, cómo funciona este asunto de “los valores”? ¿Y por qué el

CHOI KWANG DO

 los enseña mejor que otras actividades?

 


De nuevo, más que cualquier otro deporte, el

CHOI KWANG DO

le da la oportunidad a su niño para explorar sus poderes innatos. El (tanto como usted) se maravillará cuando le aumenta la fuerza, la flexibilidad, el equilibrio, y la armonía. Y esto es solamente el comienzo.

 


De hecho, sus habilidades físicas actúan como una base para algo mucho más importante: el desarrollo de sus habilidades de valor, reserva mental y espiritual. Y no desconectadas de sus habilidades físicas, pero íntimamente conectadas - incluso ligadas - a ellas.

 


De esta manera :

El valor: 
Su niño encuentra el valor para actuar fuera de su ambiente de confort. Él se empuja a intentar movimientos de CHOI KWANG DO más difíciles. Le pierde el miedo a tener miedo.

Entretanto, aprende que lo que el siembra, cosecha. Él aprende a tomar responsabilidad y a no culpar a nadie más que a si mismo. Él ve su vida de repente como una jornada constante e interminable de mejora personal. Para abreviar, parando a respirar profundamente, él se niega a volverse una víctima del destino. Él pone una llave de judo a su propio destino.

 


El poder de la perseverancia:

 


Su niño encuentra el placer de mejorar su vitalidad física. Puede caminar más lejos, correr durante más tiempo, y practicar las habilidades hasta que las domina.


A su vez, aprende a no rendirse. Demuestra perseverancia. Con la ayuda de sus maestros, se esfuerza más intensamente, durante más tiempo, para alcanzar sus metas. Aun cuando falla, persevera. No permitirá que sus propias dudas interfieran en encontrar las soluciones.


 “Cuando se mide el rendimiento, el desempeño mejora”. Pero primero su niño tiene que aceptar su condición actual. Eso significa medir sus puntos fuertes actuales. Sobre todo, aprender que para tener éxito, no puede engañar a nadie, sobre todo a si mismo.


Esto produce un enfoque más preciso. Aprende a hacer contacto visual con su maestro (y no sólo en el CHOI KWANG DO). Presta mas atención a lo que cada maestro dice. Conoce y acepta su posición.


Hay simplemente tres poderosos valores que su niño obtendrá del programa.


Para abreviar, usted puede anticipar el desarrollo de su niño en lo siguiente:

 


El Poder del Control de Si Mismo:

 

Se negará a ceder a la influencia negativa de sus amigos. Respetará mas profundamente las reglas.

 


El Enfoque:

 

Aprenderá lo necesario, junto con la habilidad a “enfocarse” en las tareas críticas presentes. Las distracciones de niñez, a pesar de ser normales, no se convertirán en obstáculos.

 


La Confianza Intrépida en Si Mismo:

 

Observe como su niño encuentra el valor para abrir cualquier puerta que la vida le pueda ofrecer.

 


Profesores Ejemplares :

 


Como usted podría suponer, todo esto no podría acontecer sin los mejores maestros. Para asegurarme que yo tengo los mejores maestros, exijo que cada uno de ellos tenga años de experiencia en mi sistema y que estén completamente entrenados en las habilidades de instrucción. Actualmente, todos los profesores son cinturones negros avanzados y tienen una amplia experiencia en las artes marciales. Muchos han sido premiados por sus habilidades físicas tanto como pedagógicas

 















 



Tal vez, usted está todavía preguntándose si esto funcionara con su niño. Lo entiendo.

 


Así que permítame contarle una antigua historia de un amigo de las artes marciales, que ilustra nuestra perspectiva acerca del conflicto.

 


Es sobre un joven, un viejo, y un borracho:

“Mi vida cambió un día cuando me encontraba en un tren en los suburbios de Tokio en el medio de una soñolienta tarde primaveral".

 


“En una estación de tren las puertas se abrieron, y de repente la tarde silenciosa acabo. En la entrada había un hombre gritando a todo pulmón. Gritaba maldiciones violentas, obscenas, incomprensibles. En lo que se cerraban las puertas, el hombre se tambaleo dentro del vagón. Era un hombre grande y estaba borracho y sucio. Vestía ropa de obrero. Su camisa estaba tiesa con vómito seco. Sus ojos estaban rojos como si estuviese endemoniado. Su pelo encostrado con la suciedad. Gritando, le pego a la primera persona que vio, una mujer con un bebé. El puño le rozo a la mujer el hombro, enviándola hacia los brazos de una pareja de edad. Fue un milagro que el bebé no tuviera daño alguno".


“La pareja saltó y corrió hacia el otro lado del vagón. Estaban aterrados. El obrero amenazo con darle una patada en la espalda a la anciana. ‘te mataré, vieja!' grito. No le alcanzo, y la anciana corrió a un lugar seguro. Esto enfureció tanto al borracho, que agarró el palo de metal en el centro del vagón, e intentó sacarlo fuera de su poste. Yo podía ver que una de sus manos estaba cortada y con sangre. El tren partió, los pasajeros estaban paralizados de miedo. Yo me puse de pie".

 


“Yo era joven y estaba en buen estado físico. Media seis pies, y pesaba 225 libras. Había estado entrenando unas ocho horas Artes Marciales todos los días durante los últimos tres años. Me gustaba hacer técnicas. Yo pensaba que era bueno en los artes marciales y fuerte. El problema era que mi habilidad marcial hasta ahora no había sido puesta a prueba en un combate real.

 


“Mi maestro, el fundador de Artes Marciales, nos enseñaba cada mañana que las artes marciales se consagraron a la paz. El ‘Arte Marcial' nos repetía cada vez, ‘es el arte de conciliación. Quien tiene en la mente luchar, ha roto su conexión con el universo. Si intentan dominar a otras personas, en realidad se derrotan. Nosotros estudiamos cómo resolver conflictos, no cómo empezarlos'".

 


“Yo escuchaba sus palabras. Intentaba fuertemente. Quería dejar las luchas. Podía sentir que mi paciencia se exaltaba. Pero en mi yo quería ser un héroe. Yo quería una oportunidad, una oportunidad completamente legítima de que yo podría salvar al inocente destruyendo al culpable".

 


“'Ésta era esa oportunidad!' yo me dije mientras me ponía de pie. ‘Este patán, este animal, esta borracho y es malo y violento. Las personas están en peligro. Si yo no hago algo rápidamente, alguien probablemente va a terminar herido. Le voy a dar una lección. “Viendo que me ponía de pie, el borracho vio una oportunidad para enfocar su rabia. ‘Ajá!” él gritó. ‘¡Un extranjero! Usted necesita una lección en modales japoneses!”

 


“Yo me aferré ligeramente a la correa superior del pasamanos. Le di una mirada lenta de aversión y disgusto. Tenía planeado deshacer a este patán, pero él tendría que ser el primero en atacar. Y yo lo quería enfadado, porque mientras mas enfadado estuviese, mas cierta era mi victoria. Fruncí mis labios y le mande un beso insolente. El gesto le pegó como una palmada en la cara. ‘Bien!' gritó. ‘Vas a aprender una lección.' Se preparo a abalanzarse hacia mí. Nunca sabría lo que le pegó".

 


“Un segundo antes de que él se moviera, alguien gritó, ‘Oye!‘ Fue tan ensordecedor. Voltee a mi izquierda, el borracho volteo a su derecha. Los dos vimos un ancianito japonés. Debia de tener unos setenta años. Él estaba sentado vestido inmaculadamente con un kimono y su hakama. Él me miro, pero le sonrió al obrero, como si él tuviera un secreto muy importante para compartir".

 


“'Ven,' el viejo dijo. ‘Ven y habla conmigo.’ Meneo su mano ligeramente. El hombre grande se aproximo. Se paró delante del viejo y lo miro hacia abajo. ‘Hablarte a ti,' exclamó. ‘Por qué debo hablar contigo?' El borracho tenía ahora su espalda hacia mí. Si su codo se moviese tanto como un milímetro, yo lo atacaba".

 


“El viejo continuó sonriendo al obrero. No había ningún rastro de miedo o resentimiento. ‘Que has estado bebiendo? ‘él preguntó ligeramente, sus ojos titilaban con interés. ‘He estado bebiendo sake', 'el obrero respondió. ‘Y no es tu problema!' Rociando con saliva al viejo".

 


“'Ah, eso es maravilloso,' el viejo dijo con deleite. . . ‘¡completamente maravilloso! Usted ve, yo amo el sake, también. Todas las noches, mi esposa y yo (ella tiene 76 años), calentamos una botellita de sake. Lo sacamos al jardín, y nos sentamos en el viejo banco de madera que el primer estudiante de mi abuelo le construyó. Miramos la caída del sol detrás del árbol de placaminero’ . Es muy entretenido, incluso cuando llueve! Miro al obrero, el centelleo de los ojos, feliz de poder compartir los detalles deleitables sobre su vida personal".

 


“Mientras se esforzaba en descifrar a donde la conversación del viejo lo estaba llevando, la cara del borracho empezó a ablandarse. Lentamente, sus puños se relajaron. ‘Si,' dijo lentamente, yo amo los placamineros también'. . . . "

“' Sí,' dijo el viejo, sonriendo, ‘estoy seguro que usted tiene una esposa maravillosa'".

“' No,' contestó al obrero. ‘Mi esposa se murió.' Bajó la cabeza. Muy suavemente, oscilando con el movimiento del tren, el hombre empezó a sollozar. ‘No tengo esposa. No tengo un hogar. No tengo trabajo. No tengo dinero. No se dónde ir. Estoy tan avergonzado. Las lágrimas le rodaron por las mejillas. Un espasmo de pura desesperación ondeó a través de su cuerpo. Sobre el portaequipajes, un anuncio de cuatro colores anunciaba las virtudes del lujoso vivir suburbano".

 


Ahora era mi turno. Estando de pie allí en mi inocencia juvenil, mi ‘hay que salvar al mundo para la democracia' – mi rectitud, de repente me sentí más sucio que él borracho".

 


En ese momento, el tren llegó a mi estación. La plataforma estaba repleta. La multitud entró al vagón rápidamente cuando se abrieron las puertas. En lo que me esforzaba por salir, oí al viejo decir. ‘Ay, ay ' dijo. ‘Usted está en una posición muy difícil. Cuénteme más".

 


"Volteé mi cabeza para una última mirada. El obrero yacía como un saco en el asiento, su cabeza en el regazo del viejo. El viejo lo miraba con compasión y deleite. Una mano acariciando suavemente el cabello sucio y enmarañado del borracho".

 


“Cuando el tren partió, me senté en un banco. Lo que yo había querido hacer con el músculo y mala fe se había hecho con unas palabras amables. Yo había visto el Arte Marcial en combate, y la esencia era el amor, como el fundador había dicho. Tendría que practicar el arte con un espíritu completamente diferente. Me tomaría un buen tiempo antes de que yo pudiese hablar sobre como resolver conflictos”.

 


¿Y qué tiene que ver esto con su niño?

 


Pregúntese, “¿Qué tenia el viejo que el joven no tenia?” Para mí tiene que estar relacionado a la paz.

 


Mientras uno siente mas confianza en si mismo, menos necesidad tiene uno de luchar.

 


Su niño, ¿está en paz con quién él es?

 


Ahora, yo sé lo que usted está pensando:

 


¿Cómo yo puedo saber con seguridad que el programa “

CHOI KWANG DO for Life

” funcionará con mi niño?

 


¿Tendrá efecto verdaderamente el aprendizaje de una patada, un bloqueo, y un puño?

 


Pues bien…

 


Lo he hecho muy fácil para que usted se de cuenta - para su niño……….

 


LECCIONES

 

(valor $150.00) Estoy ofreciéndole 2 lecciones  semi-privada de 15 minutos, y 1 semana – 

por $19.99

 

 

Vea por si mismo, si en efecto, yo puedo darle a su niño los beneficios prometidos en esta carta. Durante estas lecciones su niño tendrá la oportunidad de desarrollar una relación más íntima con el instructor y nosotros tendremos una oportunidad de contestar cualquiera y todas las preguntas que usted pueda tener sobre nuestro programa.

 


Conferencia de Padre-Estudiante GRATIS

, antes o durante el programa de introducción nosotros nos reuniremos para discutir las necesidades y el progreso de su niño. Lo educaremos acerca de nuestro programa y le ayudaremos a entender el proceso de desarrollo para su niño. Le daremos pautas para reforzar el desarrollo de su niño y compartir con usted su desarrollo.

 


Observe como su niño es adiestrado por un excelente maestro de

CHOI KWANG DO. . .

 


Clase numero uno en la escuela del

CHOI KWANG DO.

 


Su niño empieza su clase aprendiendo la profunda influencia de los procesos en las artes marciales. Observe cuando él:

 


Comienza a entender el concepto del respeto emocional, hacia él mismo como hacia los demás.

 


Obtiene fuerza de la habilidad de tener confianza y a la vez de ser respetuoso.”

 


Conecta con el “Tres Habilidades para Escuchar.”

 


Asómbrese al escucharlo recitar la primera norma del Credo del Estudiante:

“Yo pienso desarrollarme de una manera positiva, y de evitar cualquier cosa que reduzca mi desarrollo mental o mi salud física.”

 


En la clase numero dos en la escuela del

CHOI KWANG DO.

 


Luego mire como su niño:

Adquiere gran confianza en las “Tres técnicas elementales de todos los sistemas de artes marciales,” y, desarrolla afinidad con un profesor cinturón negro SUPER MODELO del buen ejemplo.

Finalmente, párese y regocíjese mientras su niño aprende otra norma del Credo del Estudiante:

“Lograre mi mayor potencial desarrollando conocimiento, honestidad, y fortaleza.”

 


Créame. En dos lecciones privadas cortas, su niño se marchara con una confianza en sí mismo mejorada. No sólo en cómo se siente. Realmente adquirirá “Habilidades de la Vida”.” Habilidades que ella puede aplicar vigorosamente ahora mismo.

 


Todo esto mientras disfruta de la alegría y diversión de un programa de artes marcial optimista

 


Para registrarse para el programa introductorio gratis, por favor haga una de dos cosas ahora mismo:

 


1. Levante el teléfono y llame al

 

787-603-5333

 

Contestaremos cualquier pregunta adicional que pueda tener y fijaremos una cita privada con nuestro instructor principal para que pueda trabajar con usted y su niño.

O

2. Regístrese fije una cita por su primera lección gratis.

Por favor actúe rápidamente porque estas clases llenan pronto – y nos comprometemos a mantener una proporción de estudiante-maestro pequeña en las clases principiantes.

 


Haga lo que haga, le recomiendo que se registre hoy.

 


Créame,

“Las Artes Marciales es lo mejor que usted puede hacer por su niño!”

PERO SEA ADVERTIDO. ¡Recuerde, estoy invitándolo a experimentar uno de los programas de artes marciales más exitosos en el país! Llame lo más pronto posible.

¡Nuestros programas SE LLENAN RÁPIDAMENTE! Regístrese pronto y asegure su lugar.

 


¡No se preocupe! Constantemente se enfatiza a todos los estudiantes que las habilidades del

CHOI KWANG DO requieren que los estudiantes no sean abusivos u ofensivos y sólo son para uso defensivas. Después de un período corto, los estudiantes se convierten notablemente menos agresivos manteniendo confianza es si mismo y la autoestima en alto nivel.

 


Gracias por su tiempo y espero encontrármelo en mi escuela.

 


Atentamente,

 


Master Fernando Camareno

Master Instructor

 


P.D. Tal vez toda esta charla de valores lo ha confundido. Le aseguro que yo si enseño las Artes Marciales como lo estiman todos. Su niño aprenderá a protegerse. ¡El sabrá como evitar situaciones peligrosas, cómo utilizar las técnicas de resolución de conflicto - pero sin tirar una sola patada, bloqueo o puño!

 


P.P.D. Recuerde, regístrese en línea hoy y obtenga el valor de casi $150: dos clases privadas gratis, 1 semana de clases, una conferencia padre-estudiante y el uniforme,

por $19.99

 


Regístrese ahora para asegurar un lugar en este programa.

 


Finalmente, levante el teléfono, llámenos al

 

787-603-5333, ahora mismo para fijar una fecha para su cita privada introductoria.

 

artemarcialparatodalavida@gmail.com